Las ventajas de llegar a ser un profesional del póquer

Nadie ha dicho que sea fácil llegar a ser jugador profesional de póquer. Como cualquier otro proyecto que emprendamos en la vida, el camino es largo y a menudo lleno de contratiempos y de aprendizaje basado en nuestros propios errores. Sin embargo, con una combinación de disciplina, talento y paciencia son muchos los que logran alcanzar el objetivo. Y para ello es fundamental dejarse llevar por buenas guías profesionales que nos ayuden a ello, como la que puedes acceder en diferentes páginas web.

Los primeros meses de aprendizaje deben centrarse en la práctica en torneos online gratuitos para así adquirir conocimientos sin arriesgar nuestro dinero. Dependiendo del número de horas que dediquemos a este aprendizaje, tras unos tres o cuatro meses deberíamos de estar en situación de comenzar a jugar con dinero real, eso sí, en torneos o Sits & Go con una entrada de 0,50 $. Y es importante recordar en ese momento que no debemos impacientarnos por jugar por cantidades mayores, incluso si nuestro juego tiene éxito, y empezar a jugar contra jugadores más preparados y profesionales que nosotros.

La clave es saber encontrar tu nivel adecuado para cada momento y seguir un método para gestionar tu bankroll en cada juego. Una vez alcances tu objetivo, estarás en situación de pasar al siguiente nivel y empezar a jugar bien en torneos de pago (Buy In) o en los numerosos torneos de póquer freeroll y satélites que organizan a diario las salas de póquer online.

Recuerda que aunque sean muchos los profesionales del póquer que se nos presentan casi como celebridades públicas y a los que deseamos emular, debes marcarte tus propios objetivos y seguir tu propio ritmo, puedes leer la mini guía de póquer de 888poker para llegar a ser profesional del póquer, algo que todavia no se consiga de la noche a la mañana, incluso después de ganar torneos online.

Pero, si lo llegamos a conseguir, ¿cuáles serían las ventajas de convertirse en un profesional del póquer? Sin duda, una de las ventajas de ser un jugador profesional de póquer , es que si lo consigues vas a gestionar tu propio horario. Hay jugadores que solo juegan solo unas horas al día y con eso ganan mucho dinero al mes. Otra ventaja es la de ser tu propio jefe, es decir, nadie te puede echar de la empresa ni tienes porque acatar órdenes de tus jefes.

Por otro lado, es una vida sin duda emocionante en la que se viaja mucho. Tanto en diferentes torneos dentro de la geografía nacional, como una vez más profesionalizado, or diferentes rincones de Europa y del resto del mundo. Otras ventajas de convertirse en jugador profesional de póquer incluyen la de conocer a mucha gente interesante: imagínate una vez viajas por los diferentes torneos. O el respeto que puedes llegar a tener entre otros profesionales y aficionados al póquer: prestigio y reconocimiento en tu profesión.

Por tanto, piensa en todas estas ventajas y, siguiendo los pasos anteriormente enumerados, podrás ser un profesional del póquer.