Consejos: Como jugar pares medios

Las parejas medias y bajas de mano son unas de las manos más difíciles de jugar. Una pareja media o baja de mano, a menudo lleva al fracaso a los jugadores, sobre todo si están en primeras posiciones antes del flop.

Desafortunadamente, con tantas cartas en la partida, ese tipo de manos suelen perder. Para entender la mejor forma de jugar estas manos, asegúrate de saber las dos técnicas generales que se utilizan cuando se llevan este tipo de parejas de mano.

Una opción es limpear (hacer call) y esperar conseguir el set (trío) en el flop. La otra es hacer una subida considerable y dejar fuera a cualquier jugador que haya hecho o vaya a hacer call.

Ninguna de estas técnicas garantiza el éxito, pero tu juego se puede ver mejorado cuando entiendes mejor al resto de factores que rodean la mano. La próxima vez que estés en una partida de No Limit y veas que te reparten una pareja de mano como 44, no reacciones inmediatamente como si te hubiese tocado la lotería y no juegues la mano sobrevalorándola (error muy común entre los jugadores principiantes). En lugar de eso, recapacita y revisa tu stack de fichas, el estilo de juego de tus oponentes y tu posición antes de decidir que hacer.

Cuando estás en una mano que no viene subida y consigues un set en el flop, tus oponentes difícilmente te pondrán en esa mano. Aquellos jugadores que tengan la pareja más alta o dobles parejas, irán subiendo las apuestas y tú irás consiguiendo sus fichas poco a poco. Por esta razón las parejas de mano son conocidas como asesinos silenciosos.

Las probabilidades (odds) de conseguir un set en el flop con una pareja de mano son de un 11%.

Otra ventaja de jugar esas manos es que si en el flop, las cartas que salen son bajas, tienes ventaja para ganar la mano. La mayoría de jugadores participan en la mano con una o dos cartas altas. Si no salen cartas altas en el flop, puedes hacer una subida considerable demostrando que tienes la mejor mano. Si te ves en esta situación, tienes que hacer una gran subida para echar de la mano al resto de jugadores.

Si por lo contrario en el flop salen cartas altas y no has conseguido el set, muy posiblemente tengas la mano perdida por lo que no debes apostar mucho en ella.

La gran ventaja de este tipo de manos es que si no has invertido mucho antes del flop, es muy fácil deshacerse de ellas ante un flop con cartas altas o si tenemos sospechas de que vayamos perdiendo.

Con parejas medias o bajas de mano, es fácil estar dentro de la mano y es también fácil deshacerse de ella.

Por supuesto, el stack de fichas es muy importante y la forma de jugar la mano depende de ello. Normalmente las parejas medias y bajas generan mucha acción cuando tienes o muchas o pocas fichas. Si tienes muchas fichas, estás en posición de poder jugar más, y además son unas buenas cartas para eliminar a algún jugador. Estas manos también son muy buenas para aquellos que tienen pocas fichas. Además con una apuesta grande puedes dejar fuera de odds al resto de jugadores y ganar la mano.

Para aquellos que tienen pocas fichas, especialmente en los torneos, una pareja baja o media es una mano muy sólida para hacer all-in. Yendo all-in, tienes la posibilidad de robar las ciegas y demostrar la fuerza de tu mano al resto de jugadores por lo que se lo pensarán dos veces antes de ver tu apuesta. Si algún jugador decide ver tu apuesta, probablemente irás por delante y es una buena oportunidad de doblar tus fichas.

Si haces una gran subida antes del flop, corres el riesgo de estar innecesariamente comprometido con el bote y estarás sobrevalorando tu mano. Si tu mano es menor que pareja de 7s, tus probabilidades son menores que las de un coin slip (50%) ya que cabe la posibilidad de que otro jugador tenga una pareja mayor o la consiga, haciendo que vayas muy por detrás en la mano.

Por otro lado, si no subes la apuesta, le estás dando la oportunidad a otros jugadores de entrar en la mano con cualquier cosa y que liguen algo en el flop y te ganen.

Debido a esto, la posición es muy importante a la hora de jugar las parejas de mano medias y bajas.

En primeras posiciones, lo mejor es limpiar. De esta forma, puedes ver como reaccionan el resto de jugadores que van después de ti. Si alguien hace una gran subida después de ti, esto quiere decir que generalmente llevará una pareja media o dos cartas altas. Si tienes muchas fichas, puedes ver la apuesta para ver las cartas que salen en el flop y si no son buenas para ti, abandonar la mano ante cualquier apuesta de tu oponente.

Otra razón por la que la posición es importante a la hora de jugar las parejas medias y bajas de mano es que tienes la oportunidad de estudiar el estilo de juego del resto de jugadores y según tu posición o la suya, actuar de una u otra forma. Si tienes a un jugador que continuamente ve las apuestas de los demás (call station) o un jugador muy loose al lado tuyo, piénsatelo dos veces antes de hacer una subida considerable y simplemente limpea para ver el flop. Si el jugador de los calls tiene una mano como K9 probablemente verá tu apuesta esperando tener suerte en el flop. Si después apuesta en el flop, tira tus cartas porque probablemente tendrá una mano mejor que la tuya. Las grandes apuestas, muy a menudo no intimidan a los jugadores débiles. Los jugadores inexpertos normalmente no saben cuando están dominados, por lo que una gran apuesta no suele darles miedo a este tipo de jugadores.

Si estás en últimas posiciones y no hay muchos jugadores envueltos en la mano, es una buena oportunidad para hacer una gran subida. Cuando haces una gran subida con una pareja media o baja, intimidarás al resto de jugadores, sobre todo a aquellos que son juegan muy tight. Si notas debilidad en la mesa, ve con tu pareja de cincos como si fuesen dos Ases. Juégalos con confianza y continúa subiendo las apuestas para meter presión a los jugadores que sean muy tights. Si el jugador tight tiene una pareja mejor, pensará que va por detrás en la mano, y posiblemente se retire.

Sea cual sea tu decisión a la hora de jugar parejas medias y bajas, asegúrate de no hacerlo con una pequeña subida. Esto aumentará tus posibilidades de ganar la mano. Se prudente y piensa cuidadosamente cualquier decisión que vayas a tomar para jugar parejas medias y bajas de mano.

Fuente: http://www.nosolopoker.com

Pato Siksnys

Periodista. Racinguista. Papá ante todo. Apasionado por el póker.