Estrategia: Las manos monstruo en Texas Holdem

Si tenemos la suerte de recibir una mano monstruo en Texas Holdem, deberíamos tratar de sacar el máximo valor posible de ella. Esto no siempre es fácil de conseguir: si somos demasiado agresivos, nuestros rivales abandonarán sin haber puesto dinero en el bote; nuestra estrategia de poker debe ser movernos despacio al comienzo de la ronda, para no asustar a nuestros oponentes.

 

Si estamos en posición temprana, nos limitaremos a ver sus subidas y apostaremos lo mínimo necesario en el post flop. Si quienes jugaron antes que nosotros pasaron, haremos lo mismo, y dejaremos que alguien más tome la iniciativa, y que crean que no tenemos nada y pueden sacarnos del bote con sus subidas. Si un jugador que juega antes que nosotros hace una subida, significa que tiene algo o que está haciendo un farol. Cualquiera sea el caso, será alguien que pondrá dinero en el bote. Cuando llegue el turn, lo mejor será hacer check-raise, especialmente si en el board no hay nada demasiado bueno. La subida obligará a ver nuestra apuesta a quienes hayan puesto dinero en el bote, porque querrán defender su dinero y pagarán para ver la última carta. Si bien el check-raise es una estrategia de poker que se usa para hacer una demostración de fuerza, si nuestra subida es más bien modesta nadie pensará que tenemos una gran mano. Si es posible, en el river volveremos a hacer check-raise, y en la subida haremos all-in. Esta es una estrategia que usaremos sólo si estamos bastante seguros de que nuestros rivales nos seguirán. Si suponemos que sólo pasarán, es una apuesta inútil, debido a que el bote ya no crecerá.

 

Fuente: http://www.juegodepoker.es/

Deja un comentario