Reglas del 5 Card

Texas Holdem 

El five card es un juego de la modalidad stud muy similar a su hermano mayor el seven card. La principal diferencia entre ambos reside en el número de cartas que se reciben preflop, en el caso del five card en la primera calle nos son entregadas una carta boca abajo y otra boca arriba y se procede a la primera ronda de apuestas. El jugador sigue recibiendo cartas hasta un total de cinco, número que da nombre al juego.


El sistema de apuestas y turnos funciona igual que en el seven card stud, y el ranking de jugadas es también el mismo.

Para empezar el juego todos los jugadores deben pagar un ante que se establece en función del límite de la mesa. En los niveles más bajos (0,5$-1$) no hay antes. Se comienza repartiendo una carta boca abajo y una boca arriba. Pagará el bring in el jugador que muestre la carta más baja del palo más bajo, para ello se establece como palo más alto las picas seguido de corazones, diamantes y por último tréboles. Sigue el juego quien este sentado a la izquierda del bring in pudiendo hacer call, raise o fold. Se reparten otras tres cartas boca arriba, cada una con su correspondiente ronda de apuestas hasta llegar al showdown.
En las dos primeras rondas de apuestas el tamaño de las subidas es el límite bajo a no ser que alguien muestre pareja. En ese caso la segunda ronda de apuestas puede tomar el límite alto. En el resto de rondas se toma como referencia el límite alto de la mesa. En cada ronda se permiten una apuesta y tres subidas, tras la última subida (capped) sólo es posible ver (call) o retirarse (fold).

En el showdown comienza mostrando el último en apostar y se sigue levantando en el sentido de las agujas del reloj. Los jugadores pueden elegir hacer muco (no mostrar sus cartas) en el caso de que no vayan a ganar el bote. Si dos jugadores levantaran la misma jugada el bote se reparte y si el importe no fuera dinone se resuelve la fracción a favor del que este más cerca del dealer  por la izquierda.

 

Fuente: http://www.noticiaspoker.es

 

Deja un comentario